Tu Corazón | 05 oct 2018

Muerte súbita

¿Qué es la muerte súbita?
La muerte súbita es aquella que ocurre naturalmente y de forma inesperada dentro de la primera hora del comienzo de los síntomas.

¿Cuáles son las señales de alerta de una muerte súbita?
Frente a una muerte súbita, la persona afectada se desploma, pierde la conciencia, deja de responder, de respirar normalmente y pierde el pulso.

¿Cómo actuar?
La muerte cerebral y la muerte clínica comienzan a ocurrir entre 4 a 6 minutos después de un paro cardíaco. Por eso, frente a estas señales de alerta, si una persona cae inconsciente, lo primero que debe hacerse es llamar al 107 o al número local de emergencias médicas y comenzar rápidamente las maniobras de Reanimación Cardiopulmonar (RCP). Se calcula que por cada minuto de demora en comenzarlas, se pierde un 10% de posibilidad de sobrevida y más allá de los 5 minutos la probabilidad se reduce considerablemente. La RCP puede ser la diferencia entre la vida y la muerte de una persona.

Si nunca hiciste el curso de RCP, seguí estos pasos:

  1. Verifica que la escena sea segura para vos ( electricidad, gas, humo, etc),
  2. Asegurate de que la víctima se encuentre sobre a una superficie firme,
  3. Mové a la persona para ver si responde,
  4. Si no responde, llama al 107 o al número local de emergencias médicas,
  5. Observa si respira con normalidad
  6. Si no respira con normalidad, o no respira, coloca tu cuerpo ( de rodillas) de manera perpendicular al de la víctima ( adulta),
  7. Pone una mano sobre el centro del pecho y la otra por encima, y con los brazos firmes y sin flexionar los codos comenzá a realizar compresiones con fuerza, rápidamente y de manera constante (el ritmo y frecuencia debe ser de, al menos, 100 compresiones por minuto). Trata de hacerlo hasta que la víctima se recupere, o hasta la llegada de la ambulancia.

Si es posible y existe la disponibilidad, emplear un Desfibrilador Externo Automático* (DEA).